Las dietas hipocalóricas o restrictivas pueden provocar trastornos alimenticios

September 14, 2018

 

Cada vez está más claro que los inventos en lo que a dietas y regímenes se refiere aportan más perjuicios que beneficios. No en vano, según un estudio a cargo del Departamento de Psicología y Neurociencia Conductual de la Universidad de Alabama (EEUU) y compartido por la Universidad Internacional de Valencia (VIU), las dietas hipocalóricas o restrictivas aumentan el riesgo de atracones y trastornos alimenticios, así como el riesgo de ingerir más "calorías vacías", alimentos altos en aporte energético pero bajos en nutrientes.

 

 

 

El verano, con sus innumerables cosas buenas, también implica el abandono de determinados hábitos saludables que inciten tratar de perder lo antes posible el peso ganado gracias a los excesos estivales. El problema es que muchas dietas que promenten milagros suponen cierto grado de restricción alimenticia, ya sea contando y reduciendo calorías, limitando el tamaño de las porciones o evitando grupos de alimentos. Un error ya que pueden tener un efecto opuesto al deseado y fomentar los atracones y el aumento de peso además de suponer un factor de riesgo para la aparición de trastornos alimenticios.

 

 

 

 

El estudio advierte que la restricción calórica y el estrés interactúan de una manera única para promover los atracones. "La restricción de alimentos es un círculo vicioso que lleva a atracones y de vuelta a la restricción. Sin embargo, muchas dietas parecen fomentar la restricción de alimentos y el control de calorías. Estas dietas, no solo son insostenibles, sino que indirectamente fomentan los atracones”, asegura el doctor Roberto Pérez Torrado, profesor del Máster en Nutrición, Salud y Actividad Física en la VIU.

 

 

Sentido común: dieta equilibrada y ejercicio físico

Al final, se trata de tener un poco de sentido común y adoptar una dieta equilibrada y fomentar determinados hábitos saludables como incluir en nuestra rutina el ejercicio físico . "Es importante controlar las calorías que ingerimos pero conviene fijarnos más en el balance calórico y en la diferencia entre las calorías que consumimos y las que gastamos. Y es preferible aumentar el gasto calórico mediante la actividad física que reducir la ingesta de alimentos", explica Pérez Torrado, que aboga por huir de las “calorías vacías”, alimentos altos en energía, pero bajos en valor nutricional, que incluyen comidas procesadas y comidas con alto contenido de grasas y azúcar.

 

 

“Para lograr una pérdida de peso saludable es importante seguir una dieta a través de alimentos con un alto valor nutricional. Hay que minimizar los alimentos procesados y refinados de la dieta. Se deben comer 'alimentos primarios'(alimentos integrales naturales como frutas, verduras, proteínas magras, nueces, semillas y grasas omega 3 saludables) para obtener mejores resultados. Cuando consumes alimentos primarios, tu cuerpo envía las señales hormonales correctas para indicar saciedad, lo que ayudará a evitar comer en exceso", concluye el experto de la VIU.

 

 

https://as.com/deporteyvida/2018/08/29/portada/1535535790_396449.html

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

Los nuevos temas de Marketing, Emprendimiento y Comercio Electronico para Congreso 2020

November 25, 2019

1/10
Please reload

Entradas recientes
Please reload

Archivo
Please reload

Buscar por tags